domingo, 6 de julio de 2014

El gremio de plantas del ciruelo

El ciruelo es uno de los árboles que había en el Herrén cuando lo compramos. No logramos probar una sola ciruela el año pasado: los pájaros se las comieron todas, pero este año hemos conseguido probar algunas y podría ser Reina Claudia. En todo caso, están deliciosas.


 Hay que estar muy pendiente para cogerlas antes de que los encuentren los pájaros.

 
Hemos cubierto parte del árbol con una malla para que por lo menos los pájaros nos dejen algo.

Esta primavera Maren me regaló grandes cantidades de tubérculos de oca, tupinambo, acnna indica, alcachofa china y yacón. Además, compré dos frambueseros, dos groselleros negros y seis fresales en el Lidl. Mi amiga Fran me regaló unos fresales que le sobraban en su huerto y unas semillas de tagete. Todo esto acabó plantado bajo el ciruelo, como parte de mi primer intento de establecer un gremio de plantas debajo del árbol.

Fran plantando tagetes.

Aquel día el gremio quedó así:

Super diseño de alta tecnología.

Pero después, Sergi me dejó un montón de plantas preciosas y aproveché para plantar muchas de ellas bajo el ciruelo. 

Plantas que me trajo Sergi.

Así que ahora el gremio del ciruelo está así:
El ciruelo y su gremio vistos desde el sur-este.



El ciruelo y su gremio vistos desde la cabaña.

Tagetes.



Tupinambo al borde de la zanja de infiltración de agua.
 
Frambuesero, groselleros y fresales. A la derecha, tupinambo.


 Capuchina. Creo que esta variedad no trepa.

 Además, hay salvia, cebollino, manzanilla y he dejado algunas espontáneas como una ortiga pequeñita y una planta de la familia de las mentas, pero no tengo fotos.

Estamos regando unas dos veces a la semana, menos si ha llovido o ha estado nublado. El tupinambo se resiente a veces pero todas las plantas están creciendo y parecen sanas.

 Más tagetes, sólo porque me encantan.




No hay comentarios:

Publicar un comentario