miércoles, 4 de junio de 2014

El submarino amarillo

En octubre de 2013 hubo una tormenta de granizo en Fresnedillas que causó varios destrozos en el Herrén. Uno de ellos fueron agujeros en una de las tapas de la fosa séptica de filtro biológico, también llamada el submarino amarillo, y en el tubo que va del váter a la fosa.

 
Imaginad la que cayó.
  

 Perfecto para nidos de vispas y malos olores.

Odio el submarino amarillo. No sólo gasta agua, sino que además está situado justo encima del gallinero, con lo cual, si alguna vez fallara, las aguas fecales irían directas a contaminar a las gallinas y después de eso, al huerto.

El submarino amarillo con el gallinero al fondo.


Aquí se ve bien que el submarino amarillo está más elevado que el gallinero.
Foto tomada desde la esquina noroeste del Herrén.


Yo lo que quiero es un váter que composte los residuos.

Y si puede además alimentar un invernadero donde crezcan plátanos y demás, pues mejor.



Foto tomada de aquí.

Estoy barruntando planes. ¡¡La que se va a armar!!




No hay comentarios:

Publicar un comentario